*


Dime tu tipo de piel, y te diré qué rutina necesitas

Por Michelle Sendra
septiembre 11, 2018

Todo para tu tipo de piel

Encontrar tu rutina perfecta, es algo complicado, y más si no dominas cual es tu tipo de piel. Te lo hemos dicho hasta el cansancio, no importa qué tantos productos de skincare te apliques, si estos no son perfectos para tu tipo de piel, no causarán mayor impacto ni tampoco desatarán todos sus beneficios sobre tu cutis. Es por eso, que estamos aquí para darte una ayudadita a identificar tu tipo de piel, y con eso, armar una rutina conforme a tus necesidades.

    1. PIEL NORMAL 

      La piel normal es tal y como su nombre lo dice: normal. Su textura es media, ni muy grasa ni muy seca, su tono es uniforme, no tiene a tener rojeces ni arrugas y los poros están a nivel medio.
      Este tipo de piel es como mucha gente lo vería “el ideal” pero, hay que tomar muchas precauciones ya que puede tornarse a grasa o seca con mucha facilidad.
      La rutina perfecta de la piel normal es:

      La rutina del estira y afloja. Este tipo de piel necesita humectación profunda en algunos momentos y astringente en otros. Por eso, varía. Conoce tu piel y date cuenta de lo que necesita. Muchas veces podemos sentirnos resecas y es ahí cuando humectamos, y muchas otras la grasa hace su aparición y en exceso, por lo que es necesario eliminarla. Identifica tus necesidades y actúa en consecuencia, ese es el mejor consejo.
  • 2. PIEL MIXTA

    Este tipo de piel es reseca en algunas zonas, pero grasosa en otras. Tiende a tener la zona T con grasa y la zona de las mejillas resecas. Debes variar los productos para cuidarla de forma ideal.
    La rutina perfecta de la piel mixta es:

    Una rutina basada en la hidratación.

    Lo que buscamos es nivelar la hidratación de la piel. Hazlo con cremas humectantes, esencias y vuélvete mejor amiga de las lociones y aguas termales. Te ayudarán a calmar y relajar la piel y así nivelar la producción de grasa.

  • 3. PIEL GRASA

    Este tipo de piel tiende a sentirse oleosa y grasosa. Cuenta con brillo y puntos negros, así como poros muy marcados. La zona T la tiene grasosa y gracias a su exceso de humectación, evita arrugas.
    La rutina perfecta de la piel grasa es:

    Una rutina 100% basada en reducir la grasa en la medida correcta.
    Busca productos astringentes, libres de alcohol pero que controlen el nivel de grasa. Olvídate de las texturas en crema, pues ellas aumentan el nivel de grasa en la piel, mejor vete por los geles.

     

  • 4. PIEL SECA

    Su apariencia es suave y lisa, pero se reseca mucho en el frío y debe mantenerse humectada, puede ser más propensa a arrugas, líneas de expresión, manchas

    La rutina perfecta de la piel seca es:

    Una rutina basada en la hidratación y prevención. Busca aceites y leches, estos te ayudarán a humectar al 100% la piel y a nivel profundo. El bloqueador siempre debe de ir en crema y busca texturas más oleosas y densas que ayuden a nutrir la dermis desde el interior.

 
herramientas
También te interesa

La silla para olvidarte de la incontinencia

Detéctala y combátela

Guía de regalos para Navidad

Encuentra la lista de perfecta de regalos para él.

Deja un comentario