*

 
 

4 recetas para aclarar las axilas

Por Karla Estrada
diciembre 3, 2017

Presúmelas sin pena con estas recetas

Por lo general, tus piernas, tu escote y tus brazos están listos para descubrirse pero, y ¿tus axilas? Tal vez piensas que es suficiente con depilarlas pero ¿te has fijado en el tono de la piel? Muchas veces las axilas agarran un tono más oscuro, como si tuvieras una sombra.  Este tono se da por asolearte, rasurarte, y por acumulación de células muertas. Aquí algunos remedios naturales que te pueden ayudar a recuperar su tono natural.

Leche
El ácido láctico de la leche te puede ayudar a aclarar las axilas, además va a dejar la piel suave y nutrida. Combina leche con yogurt para que te quede una pasta, ponla en tus axilas y déjala 20 minutos. Después enjuaga.

Repite esto de 2 a 3 veces por semana hasta que logres el tono que quieres.

Vinagre
El vinagre no solo aclara la piel, también sirve como desinfectante y neutralizador de PH. Por eso, te va a ayudar a reducir el sudor. Mézclalo con un poco de harina y aplica las veces y el tiempo que sea necesario.

Sándalo
El polvo de sándalo tiene propiedades que aclaran la piel. Lo puedes revolver con un poco de agua de rosas para formar una pasta. Luego aplícala en las axilas por unos minutos. El efecto del agua de rosas también te ayudará a tonificar la piel en esta zona.

Harina de garbanzo
Es el cuarto ingrediente mágico. La puedes mezclar con yogurt y unas gotas de limón. De nuevo te quedará una pasta lista para aplicarla. El limón te ayudará a combatir el sudor y con el yogurt tus axilas recuperarán nutrientes y firmeza.

 

 
herramientas
También te interesa

Cómo limpiar el pelo sin usar shampoo

Ingredientes y recetas naturales que puedes hacer en casa.

9 razones para practicar yoga

Conoce los beneficios de esta disciplina e inclúyela en tu vida.

Deja un comentario

 

2 Respuestas a “9 razones para practicar yoga”

  1. Lorena

    Hola!
    sólo quiero comentar que amo el Yoga, antes de practicarlo todos los días tenía dolor de cabeza, supongo que por el estrés. Pero ahora no más, además duermo mejor y estoy más relajada. Saludos!