De repente es bueno darle un break al pelo de toda herramienta de calor para que se pueda recuperar. Deja de pelearte con la textura del pelo y mejor sácale provecho. Si no eres de las suertudas que salen de bañarse y parece que están peinadas, te damos algunas opciones para que puedas peinarte sin secadora.

Ondas para pelo grueso
Si lo tienes grueso y quieres un peinado ondulado aplica un spray de sal para darle cuerpo y textura. Antes de dormir, divide tu pelo en cuatro y hazte chongos en cada sección. Cuando despiertes quita las ligas y sacude un poco, te van a quedar ondas naturales y parejas.

Pelo chino
Aunque toma algunos pasos más, puedes sobrevivir sin secadora. Primero aplica vinagre de manzana antes de meterte a bañar para que quede brilloso. En la regadera, usa una mascarilla de humectación profunda y desenreda con un peinde de dientes anchos. Retira el exceso de agua dando apretones y aplica un acondicionador leave in, y cuando esté seco un poco de aceite en las puntas. Todos estos productos hacen que el pelo quede bien humectado y que se acomode mejor.

Ondas para pelo delgado o lacio
Este es de los más sencillos. Cuando tengas el pelo mojado divide en secciones y enrolla hacia atrás como si hicieras “chrurritos” vas a parecer ricitos de oro pero espera a que seque y pasa los dedos para separar. Pon unas gotas de aceite y listo, ondas divinas sin calor.

Ondas para pelo esponjado
Si eres la típica que te haces chinos y a la media hora parece que tienes un afro porque se te esponja, lo que necesitas es una trenza. No importa si duermes con ella o te la haces en la mañana, ponte una crema para peinar y trenza de medios a puntas, no la apretes mucho para que se ve natural. Espera a que seque y deshazla. Esto hace que el pelo se acomode hacia abajo y evita que se esponje.

Acuérdate que la tendencia del momento es que el pelo se vea “messy” así que no pasa nada si no queda perfecto, pruébalo y dinos si te funcionó.