Ya sabes que un básico para cualquier rutina de belleza es el protector solar. Y es que los rayos UV son el enemigo número uno de tu piel y la dañan favoreciendo el envejecimiento prematuro, resecando la piel, sacando manchas, arrugas y rojeces.

 

Existen muchas opciones, pero es súper importante que te apliques uno de buena calidad, porque no todos actúan de la misma forma y puede que no tengan el efecto que estás buscando, esto es lo que debes saber:

El FPS
Lo ideal es que el Factor de Protección Solar sea de 50+, ya que este bloquea hasta el 98.3% de la radiación ultravioleta, así mantienes tu piel más protegida de los daños.

Cuándo usarlo
¡Usar protector solar diario no está en duda! No importa si el cielo está nublado o tienes planes de estar todo el día en la oficina, de hecho, aunque en mucho menor medida, la pantalla de tu computadora y el celular también despiden rayos UV que dañan tu piel. Busca uno que se sienta cómodo en tu piel, no te deje una textura grasosa o llena de manchas blancas, como por ejemplo la línea Sun Screen Velvet de FrezyDerm.

Reaplica
Si crees que con ponerte una vez al día es suficiente, estás equivocada. La mayoría de los protectores solares funcionan entre 4 y 6 horas, aunque hay algunos como Sun Screen Velvet FaceSPF50 que garantizan una protección por 6 horas. Si saliste desde las 8 de la mañana, para la hora de la comida ya es necesario que vuelvas a ponerte otra capa. Y, si estás en la playa, con mucho mayor frecuencia.

Ahorra pasos de tu rutina
Si no hay manera de que salgas con la cara lavada, aprovecha que existen protectores solares como Sun Screen Velvet Color Face, que funcionan como base para darte color y textura, además de darle una hidratación extra a tu piel gracias a su efecto antioxidante. Así obtienes protección de los rayos UV con una piel impecable y ligera.

En el cuerpo
La cara es la zona del cuerpo que más cuidas, pero esto no significa que debas olvidarte de los brazos, cuello, escote y demás partes del cuerpo que están al descubierto. El sol no solo es el responsable número uno del fotoenvejecimiento, también tiene efectos como la despigmentación y algunos más graves para tu salud. Si haces ejercicio al aire libre, es importante que busques un  protector que sea resistente al agua y que no pierda su efecto con la primer gota de sudor. Sun Screen Velvet Body es el ideal ya que su tecnología no tapa los poros, y te olvidas que te caiga en los ojos cuando sudas.

Busca una marca confiable
Una excelente opción es la nueva línea de FREZYDERM, Sun Screen Velvet, que cuenta con Second Skin Technology, una fórmula innovadora que permite que la crema se convierta en una “segunda piel” invisible con una alta protección y una textura aterciopelada, así como cristales microprismáticos que enmascaran la aparición de arrugas.

Y lo mejor es que tienen un sistema innovador de protección solar, P.I.P. System Plus, que garantiza una protección solar constante, te protege de elementos ambientales y contaminantes, además de que evita las quemaduras solares y el envejecimiento de la piel. Por eso es una de las marcas favoritas de millones en Europa.