*


Cosas que rugen “soy cougar”

Por Beauty Team
septiembre 1, 2014

YA NO EXISTE NADIE QUE NO CONOZCA EL TÉRMINO COUGAR. SERLO NO ES BUENO NI MALO, ES UNA ELECCIÓN, PERO HAY QUE SABER HACERLO.  Una cougar es una mujer que pasó los 40, segura de sí misma, que no tiene miedo de ser sexy; financieramente independiente y que gusta de la compañía amorosa de hombres […]

Cosas-que-rugen-soy-cougar-1024x470

YA NO EXISTE NADIE QUE NO CONOZCA EL TÉRMINO COUGAR. SERLO NO ES BUENO NI MALO, ES UNA ELECCIÓN, PERO HAY QUE SABER HACERLO. 

Una cougar es una mujer que pasó los 40, segura de sí misma, que no tiene miedo de ser sexy; financieramente independiente y que gusta de la compañía amorosa de hombres bastante más jóvenes que ella y que se sienten atraídos ¡no por su dinero!, sino porque en realidad la encuentran atractiva.

Ya era hora que las mujeres arriba de 40 siguieran siendo deseadas en el mercado amoroso por generaciones más jóvenes y no que no únicamente los zorros plateados gozaran de este privilegio.

Pero en términos de look hay mujeres que llevan su “cougarismo” con prudencia y otras que lo rugen. Unas lo hacen bien y otras muy mal.

Cuando pienso en la cougar mal llevada y al máximo me viene a la mente Donatella Versace.

Quizá lo mejor es que sí ya eres cougar o estás pensando en convertirte en una, no renuncies a verte sexy, pero tampoco lleves la señal de cougar como una letra escarlata en la frente cada vez que llegas a un restaurante.

Verte desesperada por parecer joven es un ¡no, no!, si de atracción se trata. La obviedad nunca es atractiva y de hecho, por alguna extraña razón, el querer verte demasiado joven lo único que logra es hacer ver más vieja, porque te ves desesperada.

 

Aunque está en ti cómo te quieres ver, aquí las cosas que rugen ¡soy cougar!

 

1. Usar la ropa de tu hija adolescente
Si eres de las que todos los días hace ejercicio y tu cuerpo está casi igual de tonificado que el de tu hija y, además, eres la misma talla, no lo confundas con que su tops y mallitas se te van a ver bien. Te verás como una mujer madura disfrazada de adolescente.

A una mujer pasada de 40 se le ve barato y de baja calidad. Nadie dice que la próxima vez que acompañes a tu hija de compras, no tengas la suerte de encontrar algo, pero es mejor que ya vayas a tiendas con ropa más sofisticada y de mejor calidad. No quieres traer a Hello Kitty en tu camiseta rosa.

2. No trates de imitar el pelo de Hannah Montana
Probablemente quieres que se te siga viendo mucho pelo y muy largo, eso lo asociamos con juventud o con la fijación que tenemos de “Barbie”. El tener la cabeza llenas de extensiones y además hacerte rizos muy marcados hacen que te veas artificial y sí cursi. Mejor hazte un buen corte de pelo que se vea moderno. No estamos diciendo que lo tienes que traer corto, pero el largo hasta las nalgas ya no aplica.

3. Uñas con motivos
Esta extraña moda (que no comprendo) de adornar las uñas con corazones, cristales, sellitos como si estuviéramos llenando nuestro álbum de estampitas es bastante cursi y por eso creo que sólo las quinceañeras se pueden salir con la suya. En mujeres adultas no se ve ni fino ni sofisticado ni sexy. Más bien grita: ¡Quiero ser Katy Perry!

4. Celulares
Tu teléfono puede estar haciendo la llamada equivocada (de atención). Los devices decorados con piedras de Swarovsky rosa, colguijes o cualquier cosa girly también mandan la señal a los hombres en cuestión de sí, soy cougar, pero con un complejo de infantilidad aguda.

5. Bronceado
Hay de bronceados a bronceados, y el que es intenso, ese que parece que sigues las instrucciones de las revistas ochenteras que te decían que el mejor sol es de 9 a 2 y que te aventaste un clavado no a una alberca sino a una olla de agua hirviendo, es por alguna razón algo que caracteriza el look de las cougars. Quizá porque nos quedamos pensando en el video de Luis Miguel “Cuando calienta el sol”, pero no querrás recordarle al galán joven que tú eres de la generación de “Mala Noche… ¡No!” de Verónica Castro.

6. Maquillaje
Cuando no eres un makeup artist profesional, difícilmente te verás bien demasiado maquillada. Conforme pasan los años, te verás mejor con menos maquillaje, pero olvídate de los tonos pastel en los ojos o de maquillarte demasiado. Entre más natural sea tu maquillaje, más joven y menos desesperada te verás.

7. Boca inyectada
Con los años la boca pierde volumen y, desde que vimos a Angelina Jolie, junto con la posibilidad inflar los labios con inyecciones colágeno, todo cambió. Desde ahí empezamos a ver por ahí, cada vez más, a mujeres con boca de pescado. Y es que en el mundo de los rellenos, la moderación es lo más importante,

8. Todo al mismo tiempo
Bronceado excesivo, cabeza llena de extensiones, escote pronunciado, minifalda de piel, tacones de stiletto y demasiado maquillaje son señales de desesperación. Deja algo a la imaginación y otra al natural.

9. Muchas marcas
Que si Chanel, Gucci, Prada, Carolina Herrera o lo que sea, nos encanta. Ya sea auténtico o de imitación, no seas un anuncio de logos ambulante. Es gritar: “Sí, soy financieramente pudiente y también te puedo comprar a ti”.

10. Transformar tu cara a un cougar
Pómulos rellenos, cejas tatuadas o delineadas como felina, boca inyectada, bótox y rellenos hacen que tu cara se convierta en una versión no real. Moderación con estos tratamientos, no quieres que tu cara se transforme, literalmente, en la de un cougar.

 
herramientas
También te interesa

El pantalón ideal para caderonas

¡Es perfecto para todas!

4 mascarillas para pelo seco que encuentras en el súper

¡Es hora de aplicar alguna!

Deja un comentario