*


Cómo perder a un hombre en una cita

Por Beauty Team
febrero 12, 2015

Antes que nada, hay que asumir que en un 99% la frase: “Las mujeres se visten para otras mujeres” es verdad. Pensamos que los hombres “no se fijan” en lo que traemos puesto -lo cual es verdad hasta cierto punto-.  Sí, la mayoría son distraídos, pero lo que sucede es que ven la imagen total, […]

ComoPerderHombreCita-SLIDER

Antes que nada, hay que asumir que en un 99% la frase: “Las mujeres se visten para otras mujeres” es verdad. Pensamos que los hombres “no se fijan” en lo que traemos puesto -lo cual es verdad hasta cierto punto-.  Sí, la mayoría son distraídos, pero lo que sucede es que ven la imagen total, más que estarse fijando en la marca de tus zapatos, el largo de tu vestido o el tamaño de tu bolsa. No, no son tan específicos, lo que sí es que saben si les gusta cómo te ves y cómo te comportas.

Si eres de las que no les importa lo que los hombres piensan de ustedes y les parece algo muy sumiso considerar la opinión de un hombre en esta era de la mujer emancipada del siglo XXI, este artículo no es para ti.
Pero si estás en el juego de las citas amorosas, eres soltera y te importa cómo te ve el hombre que te gusta, entonces este artículo sí es para ti.

Todas somos culpables de algún “oso”, pero aquí te damos las precauciones y las pistas de qué es lo que no debes de hacer para no ahuyentar a un hombre en una sola cita… Recuerda: ¡Mujer precavida vale por dos!

1.-Base de betún
Aplicarte capas y capas de base de maquillaje, corrector y polvo pueden hacer que te veas como Baby Jane y peor aun, pueden manchar el cuello de tu vestido y “el cuello de su camisa”.

Prevención: Usa un maquillaje muy ligero. Incluso puedes aplicar maquillaje solamente en tus imperfecciones y dejar que el resto de tu piel respire.

2.-Piel seca y percudida
¡Cuidado! Puedes traer el vestido más sexy del mundo pero si los codos, los talones o las rodillas se ven percudidos y obscuros arruinan todo. Esto puede hacer que tu galán te perciba como sucia y en lugar de prenderlo lo va a apagar.

Prevención: Siempre exfolia estas zonas olvidadas y huméctalas constantemente. No te olvides de los codos.
El día de tu cita aplica una crema humectante en todo tu cuerpo e incluso un poco de crema iluminadora en tus piernas.

3.-Dientes manchados de lipstick
¡Oh sí! A quién no le ha pasado que está con el galán (objeto de su deseo) risa y risa, nos sentimos fascinadas con ese lipstick rojo que decidimos ponernos para el gran evento al que nos invitó y al llegar al baño para retocarnos, vemos nuestros hermosos dientes manchados de lipstick, como sangre corriendo por toda nuestra dentadura. ¡No sabemos si llorar o seguir riendo!… ¡Con razón tenía esa mirada extraña cada vez que me reía! Pensarás…

Prevención: Si usas lipstick rojo, vino, fuschia o cualquier color vibrante, introduce tu dedo índice entre tus labios y ciérralos alrededor de tu dedo y después jala tu dedo hacia afuera. Esto removerá el lipsick que pueda estar en el interior de tus labios y así no se mancharán los dientes. Otro tip es aplicarte vaselina en los dientes lo cual evitará que tus dientes se manchen.

4.-Todo al mismo tiempo
Sí, te entendemos, hoy en la noche que salgas con él, te quieres ver espectacular, ¡como nunca! Y recurres a pintarte (sí pintarte en lugar de maquillarte) como si estuvieras rellenando esos cuadernos que de niña rellenabas con crayolas. Rellenas tus ojos de morado, tus mejillas de rosa, tu boca de vino, tus cejas de negro y terminas viéndote como una pintura. Al salir, su mirada es de asombro, pero del asombro de salir no con una mujer, sino con un cuerpo humano que en lugar de cara es una pintura abstracta.

Prevención: ¡No hagas todo al mismo tiempo! Elige una sola cosa a destacar y lo demás déjalo al natural.

5.-Gloss pegajoso
Una cosa es darle brillo a tus labios y otra es que tus labios se vean pegajosos y dejen huella en el vaso, popote y hasta los bordes de tu boca.

Prevención: Fíjate muy bien en las texturas del gloss que compras. Asegúrate que no sean demasiado densos.

6.-Demasiado perfume
Nada es más molesto que una persona que va dejando una estela de perfume por todo el pasillo y en el coche (seas hombre o mujer). ¡En lugar de seducir vas a aturdir!

Prevención: Para oler rico pero de manera sutil, rocía uno o dos disparos de tu perfume en el aire y camina hacía ese rocío que caerá sobre tu cuerpo e impregnará lo necesario para oler bien sin ser invasiva al olfato.

7.-El color naranja no es para la piel
Si estás considerando aplicarte un autobronceador ya sea en casa o con un profesional, cuidado con verte naranja. Este es uno de los grandes errores de la belleza.

Prevención: Busca un autobronceador que sea un tono más obscuro que tu tono natural para que se vea sutil. Puedes usar cremas humectantes que van dando un color gradual. Es importante que siempre busques un tono dorado.

8.-Deja algo al natural
Si hay algo que refleja desesperación por ligar, es una mujer que trae: manicure impecable, bronceado como si acabará de regresar de un mes en Acapulco, peinado en donde no se le mueve ni un pelo, maquillaje con duración de una semana, perfume con 48 horas de duración, vestido embarrado sin dejar nada a la imaginación y…¡todo perfecto!

Prevención: No quiere decir que te veas bien peinada y descuidada de lo demás. Es mejor dejar ciertas partes de tu arreglo más relajadas y naturales. Si traes un maquillaje más cargado, entonces relaja el resto de tu look con un pelo que caiga naturalmente. Si ya traes un vestido muy cargado en estampado, entonces trata de que tu maquillaje sea más tenue. Busca el equilibrio y deja algo al natural.

9.-Pelo tieso
Lo más sexy es un pelo que se mueve (si es que tu peinado es suelto). Un pelo lleno de spray que no se mueve hace que inconscientemente piense que nunca te lo podría tocar ni pasar sus dedos entre tu pelo.

Prevención: No abuses del gel, mousse o spray.

10.-Axilas mojando tu vestido
Es un horror pasar por la incomodidad de estar baile y baile, sabiendo que no puedes levantar los brazos porque tu divino vestido de seda ya está mojado debajo de tus brazos, o peor aun, darte cuenta hasta que llegues al baño.

Prevención: Si vas a estar en un clima muy caluroso, evita vestidos de manga larga con telas como la seda o muy delgadas porque seguro las mojarás. Si vas a usar manga larga, además de usar antiperspirante, compra los protectores que puedes colocar en tus axilas para evitar el sudor.

11. Uñas largas y demasiados accesorios
Las uñas siempre deben de ir cuadradas y chiquitas. De preferencia en un solo color. Nunca estampados, muñequitos o brillantina. Eso no habla bien de su imagen. Y mucho menos unas uñas sucias, hablan fatal de ustedes como mujeres. Mira lo que ellos piensan: Lo que los hombres piensan de las uñas.

Por otro lado, es cierto que los accesorios pueden darle un toque distinto a tu look, pero igual que en el maquillaje, no debes abusar de ellos. El objetivo es crear contrastes de color con tu ropa. Además asegúrate que estén proporcionados, es decir que no se vean muy grandes o pequeños para ti.

12.-Despacio, no hay prisa
Algo que demuestra desesperación es salir corriendo en cuanto toca el timbre o llegar taconeando a toda prisa si te quedaste de ver con él. Eso hace que te veas nerviosa, fuera de control y ansiosa.

Prevención: Camina despacio, tómate tu tiempo, haz que te espere y que sepa que te tiene que esperar. No hay peor cosa en la vida que demostrar que tenemos prisa.

13.-No uses tacones que no sabes manejar
Algo que se ve fatal es una mujer con tacones altísimos que no sabe caminar en ellos. Le quita seducción y elegancia a tu apariencia, traigas lo que traigas, así sea el vestido y los tacones más caros.
Prevención: Usa un alto de tacón con el que te sientas y te veas cómoda. El que tu zapato tenga un poco de plataforma ayuda a que puedas caminar fácilmente.

14.-Recibe los halagos y agradécelos
Cuántas veces no escuchamos del hombre con el que estamos saliendo o de un tercero (amiga) que nos halaga frente a él: “Qué guapa te ves” y respondemos cualquiera de estas cosas…: “¿Se te hace?”, “Estás loca me veo horrenda”, “Este vestido me lo prestaron, me queda medio grande, ¿no se nota?”, “El pelo me quedó pésimo, por eso me lo recogí”, “No sabes lo que me pasó, el vestido que me iba a poner se manchó y me tuve que poner este”.

Prevención: Esto denota que no estás segura de ti misma y así es como te va a percibir. Además estás señalando algo que quizá el no notó hasta que lo mencionaste. Recibe los halagos, di gracias y muéstrate como una mujer que está acostumbrada a que SIEMPRE la halaguen.

Cuéntanos alguna historia de pena que te haya pasado.

 

 

 
herramientas
También te interesa

Paletas de sombras en versión low cost

¡No nos podemos resistir!

El pantalón ideal para caderonas

¡Es perfecto para todas!

Deja un comentario