Si eres de las que les encanta desayunar un rico smoothie o algún platillo preparado con leche y no sabes cual es tu mejor opción, tienes que leer esta nota. Sabemos lo complicado que puede llegar a ser elegir una sola opción cuando vas al súper. Llegas al pasillo de la lácteos y hay miles. Encuentras la típica leche de vaca, la de soya, las de almendras con y sin azúcar, pero…¿cuál elegir?, ¿cuál va bien con mi cuerpo y mis necesidades? Descúbrelo aquí…

Tip: Siempre consulta tus dudas con tu nutriólogo de confianza. Y recuerda que no por ser leche, es bueno tomarla en exceso, procura no tomar grandes cantidades diarias. 

Leche de Vaca 

Si quieres un boost de proteína, calcio, potasio, vitamina B12 y D en un vaso, la de vaca es la mejor opción. Aunque no es recomendada tomarla con tanta frecuencia cuando somos adultos, nunca está de más prepararte un rico smoothie, golden milk o un chocolate caliente con este tipo de leche. Si eres intolerante a la lactosa, no te preocupes porque existen muchas opciones para ti. 

Leche de Coco

Esta es una de las leches que tiene pocos beneficios y muchas personas piensan que al casi no tener carbohidratos es una buena opción para adelgazar y no es así. Esta leche está compuesta por casi un 100% de grasas, por lo que no tiene tantos “pros” como tiene “contras”. Pero si eres intolerante a la lactosa y este sabor te gusta, puede ser para ti. Tómala como máximo 1 o 2 veces por semana. 

Leche de Oveja 

La leche de oveja tiene el doble de proteína que la de vaca. Y no solo eso, además también es rica en calcio, zinc, vitamina A, E, C y D. Por lo que ayuda al fortalecimiento del pelo y refuerza el sistema inmunológico contra bacterias o virus. Así que es bueno tomarla ocasionalmente y en porciones pequeñas. Pero si estás intentando bajar de peso o no consumir taaantas calorías, despídete de esta opción. 

Leche de Soya 

Tiene una gran cantidad de proteína y calcio, casi igual que la leche de vaca. ¿Su ventaja? Tiene mucho menos calorías y carbohidratos. Al igual que las de almendras, siempre se recomienda tomar las que no tienen azúcar si optas por tomarlas más seguido, ya que de lo contrario pueden tener una cantidad alta de ella. Beneficia al corazón, ayuda a darle calcio a los huesos y es una buena alternativa para las personas intolerantes a la lactosa o con alergia a las otras leches. 

Leche de Almendras 

Está es una de nuestras opciones favoritas. Ya que será de mucha ayuda si estás intentando no excederte en el consumo de calorías. Recuerda siempre elegir las opciones sin azúcar. Está llena de antioxidantes, vitamina E, magnesio. Ayuda a tener un pelo, piel y uñas saludables. Es ideal para las personas intolerantes a la lactosa, a personas con problemas cardiovasculares o gastrointeniales. 

¿Cuál vas a probar?