Células que dan color a la piel y al pelo. Se ubican en la piel o en la epidermis, así como en los ojos. Nos ayudan a protegernos del sol.