*


Cómo tapar un grano imposible

Por Laila Matuk

No sufras más y oculta las imperfecciones

Ya sea por las hormonas, la edad, lo que cenaste ayer o el producto nuevo que te hizo reacción, muy pocos están exentos de la visita de los granos imposibles. Ya saben, esos que aparecen de la noche a la mañana, toman un papel protagónico y definitivamente necesitan un tratamiento especial que los ayude a irse sin secuelas, o sea; cicatrices, marcas y el nacimiento de otros cuatro más alrededor. Estos son los pasos de maquillaje para cubrir al visitante poco bienvenido. No son reglas de cuidado facial, más bien herramientas para ayudarnos a “cubrir” o, mejor dicho, disimular la imperfección en lo que desaparece.

  • ¡Todo limpio!

Empieza con un pincel delgado o las yemas de los dedos, de cualquier manera, asegúrate de que nada sucio toque el grano o el producto porque ahí es cuando se combinan las bacterias y pueden salir más imperfecciones.

  • Cobertura específica:

Deposita el color justo encima de lo que quieras cubrir y hazlo con ligeros golpes que saturen toda la zona con pigmentos. No importa que no quede perfectamente difuminado, el chiste ahorita es depositar el color donde queramos que se quede.

  • Difumina sólo los bordes:

Una vez que está cubierta la zona específica, empieza a difuminar los bordes para que la parte de alrededor se pierda con el resto del maquillaje de la cara, y no haya un parche notorio de color que contraste y lo haga muy evidente. Concéntrate en los bordes más que en difuminar el color directamente sobre el grano porque esto evita que al difuminar encima se borre la cobertura y prácticamente quede como si no hubiéramos hecho nada.

  • Sella la protección: 

Quieres que la cobertura dure lo más que se pueda, así que usa un polvo que la selle bien. Puede ser una fórmula suelta y traslúcida o uno compacto que tenga cobertura, depende del nivel del grano. Eso sí, asegúrate de que sea del mismo color que el resto de la piel, nuevamente, no queremos atraer más atención, queremos quitársela lo más que se pueda. Hazlo con una esponja de superficie plana y presiona el producto directamente sobre el grano y tantito a sus alrededores. Ahora sí, estás protegida y a prueba de todo.

 

 

 
Tambien te interesa

Por qué agregar vinagre de manzana al baño

Es momento de incluir este ingrediente en tu rutina para mejorar tu estado físico y anímico

12 razones por las que no te baja la panza

Qué hacer para verse más delgada

Deja un comentario