Mitos-sobre-anticonceptivos-900x470Las pastillas anticonceptivas son el método hormonal más conocido y utilizado entre las mujeres de todo el mundo para protegerse de un embarazo no deseado. Y aunque sus beneficios son aprovechados desde hace muchos años, siguen existiendo mitos sobre su eficacia y efectividad, y especialmente sobre los efectos secundarios que supuestamente provocan.

Que las pastillas engordan, que producen crecimiento de vello no deseado, que causan infertilidad, en fin, las historias son muchas, algunas verdaderas, otras no, pero en la actualidad es un método seguro y eficaz que previene el embarazo.

Esto te interesa: El ABC de los anticonceptivos

Pero ¿cuáles son los mitos y realidades más comunes sobre el tema de anticoncepción oral?

Las pastillas anticonceptivas engordan:
No todas. Las pastillas anticonceptivas en baja dosis de hormonas, como las que se comercializan actualmente, no producen modificaciones en el peso corporal. Es importante que no te auto mediques, consulta a tu médico y que él te recomiende la mejor opción de acuerdo a tu cuerpo y peso.

Tomar anticonceptivos hace que crezcan vellos, salen manchas en la cara o aparecen granitos:
Al contrario de lo que se piensa, las pastillas anticonceptivas no producen aumento de vello ni acné. Algunas pastillas con progestágenos se utilizan para tratar el acné o el aumento del vello en mujeres que requieren anticoncepción.

Esto te interesa: ¿Qué tanto sabes de métodos anticonceptivos?

Se pierde el efecto del anticonceptivo si se toma alcohol:
No está demostrado que el alcohol interfiera en el mecanismo de acción del anticonceptivo; pero si existen vómitos o diarrea platícalo con tu doctor.

Existen dificultades para quedar embarazada una vez que se deje de tomar los anticonceptivos:
No. Se pueden utilizar por mucho tiempo y al dejar de usarlas, recuperar la fertilidad de forma inmediata.

Esto te interesa: Anticonceptivos femeninos y masculinos

Tomar pastillas anticonceptivas puede causar cáncer:
Las pastillas anticonceptivas no generan tumoraciones o lesiones malignas, pero es necesario que tomes pastillas recomendadas por tu doctor. ¡Nada de automedicarse!