*


Descubre si eres intolerante al glúten

Por Julia Salinas

Ser celiáco puede ser tu problema

La enfermedad celíaca es una reacción del sistema inmune al gluten dietético (proteína que encuentras en cereales como trigo, cebada y centeno) que afecta principalmente al intestino delgado, por otro lado la intolerancia o sensibilidad al gluten es una afección diferente y que lamentablemente no tiene un diagnóstico específico. Las reacciones pueden comenzar hasta 48 horas después de haber ingerido gluten y durar mucho más tiempo.

Los síntomas de la enfermedad celíaca y de la intolerancia al gluten, se tratan con una dieta sin gluten. A veces puedes llegar a eliminar el gluten de tu dieta ya sea por moda o por que creer que eso puede ser lo que afecte constantemente a tu estómago. Sin embargo, es importante identificar de forma adecuada a las personas que padecen estas enfermedades. Recuerden que muchas veces la mera sospecha no basta, pues una dieta sin gluten no es fácil de seguir aunque el supermercado ya este repleto de productos sin gluten; salir de casa puede ser un martirio y si no acudes con un especialista y nutriólogos, tu dieta puede ser desequilibrada.

Si presentas constantemente síntomas como:

  • Diarrea crónica o intermitente.
  • Retraso en el desarrollo o falta de crecimiento (en niños).
  • Síntomas gastrointestinales persistentes o inexplicables, como náuseas y vómitos.
  • Fatiga prolongada (“estoy cansada todo el tiempo”).
  • Dolor abdominal recurrente, cólicos o gases.
  • Pérdida repentina o inesperada de peso.
  • Anemia por deficiencia de hierro sin explicación, u otra anemia no especificada.

Puedes tener sensibilidad al gluten no celíaca, y para diagnosticarla, debes consumir gluten y pasar por las mismas pruebas que te escribo a continuación, especiales para personas con celiaquía, y si salen negativas, te clasifican como sensible al gluten.En el caso de las personas celiacas, se debe de realizar un test sanguíneo de detección, siguiendo las guías oficiales, y posteriormente una biopsia de intestino para confirmarla completamente. También tiene un gran peso hereditario y está asociada a un mayor riesgo de trastornos autoinmunes o graves secuelas intestinales como:

  • Enfermedad tiroidea autoinmune.
  • Dermatitis.
  • Síndrome del colon irritable.
  • Diabetes tipo 1.

No olvides que es muy importante que consultes a tu médico y nutriólogo para que te orienten adecuadamente y puedas eliminar por cualquier razón el gluten de tu dieta sin sobrepasarte en calorías, pues recuerda que “gluten free” no significa “light”.

 

 

Dra. Julia Salinas Dücker
Médico especialista en Nutrición Clínica
Tw:@juliasalinas
Facebook: Dra. Julia Salinas Dücker
Instagram: @antojodiabolico

 

 
herramientas
También te interesa

9 razones para practicar yoga

Conoce los beneficios de esta disciplina e inclúyela en tu vida.

6 principios básicos para bajar de peso

Descubre los hábitos que te ayudarán a bajar de peso.

Deja un comentario